De Felippe admitió que será “difícil” contar con Montenegro ante Brown

El DT admitió que “es difícil” la presencia del capitán, afectado por un esguince de tobillo derecho, para el partido con Almirante Brown, de local, el lunes por la fecha 33 del torneo de la B Nacional.

“A Montenegro lo voy a esperar, pero es difí­cil. Lo está evaluando el médico, hoy trabajó diferenciado y vamos a ver como está porque necesito que se recupere bien. No lo voy a arriesgar para perderlo cuatro fechas. (Federico) Insúa y (Matías) Pisano son las alternativas”, informó el DT “Rojo” en conferencia de prensa.

Luego De Felipe expresó: “Tenemos bajas como la de Cristian (Tula) -fractura de tabique nasal-. Seguramente van a jugar jugadores que estuvieron en San Luis (victoria ante Ramón Santamarina de Tandil, por 4 a 2, por la Copa Argentina)”.

“Ese partido me sirvió de mucho, ya que han jugado chicos que no lo venían haciendo en el torneo y varios han cumplido. Necesitábamos verlos y que ellos sientan que la posibilidad está cercana”, destacó.

Sobre el próximo cotejo ante Almirante Brown, el entrenador manifestó: “Sabemos que vamos a ser los últimos que jugamos en esta fecha y va a haber resultados puestos. Tenemos que estar tranquilos, me ha tocado pasar por este tipo de torneos y definirlo en la última fecha”.

Y siguió: “Falta mucho aún, pero necesitamos ganar para seguir cerca. Sabemos que podemos estar lejos o cerca, pero esto no se define ahora. Tenemos que pensar en ganar nosotros y que los resultados de los demás sean lo que toque”.

De la crisis de la institución, De Felipe dijo: “Es un tema complicado que no termina de resolverse. Tratamos de hacer hincapié en lo que tenemos que hacer, que es trabajar. Tenemos que colaborar con el momento del club ganando. Si los resultados empiezan a llegar, va a quedar todo lo demás en segundo plano”.

“Por momentos se ve un equipo atado. No sé si llamarlo miedo, pero tiene muchos altibajos. Cuando no encontrás la regularidad te preguntás qué es lo que pasa”, subrayó.

Mientras que de la cuarta posición que ocupa el equipo, fuera de la zona de ascenso, el DT consideró: “Estamos preocupados, no pensábamos estar en este lote. Hay que adaptarse a la situación y seguir trabajando para tratar de estar en el tren de los que están por definir el tercer puesto”.

En tanto que sobre críticas que recibió ante Unión, De Felipe indicó: “Dije que el punto servía, no que jugamos bien. No avalo tener que matar a mis jugadores después de un partido, como muchos pretenden”.

Por otra parte, respecto del acuerdo entre la Agrupación Independiente y el oficialismo, el dirigente opositor Noray Nakis afirmó: “El acuerdo se cayó, no se habla más. Te saturan porque todos los días salen con algo distinto de la Comisión Directiva”.

“Le pido disculpas a los que iba a apoyar nuestra ayuda. Estos guanacos piensan en su beneficio personal. No jodamos más, tengo una bronca que no quiero volver ni a mi casa”, agregó Nakis a un medio partidario.

Otro inconveniente para el entendimiento dirigencial fue que la UIF (Unidad de Información Financiera) pide los CUIT de las personas que podrían plata para pagar la deuda que el club tiene con el plantel, los sueldos y los premios por ascender.

Además, los empleados de la institución realizan retención de tareas en todos los predios y sedes por haberes atrasados. En caso que no se salde la deuda antes del lunes, corre riesgo la realización del cotejo con Almirante Brown.

noticias relacionadas