Alumnos de la Escuela Nº 506 participaron de la Feria Provincial de Ciencia y Tecnología

Tras lograr el primer lugar en la Feria de Ciencias a nivel regional con el proyecto “Docke Dental”, cuatro alumnos de la Escuela Especial Nº 506 de Debenedetti 2551 viajaron a la localidad balnearia de Miramar para participar de la “40ª Feria Provincial de Ciencia y Tecnología”. Los chicos fabrican su propia pasta dental y estimulan su uso.

Tras lograr el primer lugar en la Feria de Ciencias a nivel regional con el proyecto “Docke Dental”, cuatro alumnos de la Escuela Especial Nº 506 de Debenedetti 2551 viajaron a la localidad balnearia de Miramar para participar de la “40ª Feria Provincial de Ciencia y Tecnología”.

Acompañados por la coordinadora del proyecto, Marina García, y por el docente Pablo Vallerino, los alumnos Pamela Gómez, Carlos Franco, Yaqueline Morinigo y Luis Autón expusieron el trabajo de investigación que llevaron adelante, que consistía en la fabricación de pasta dental y en estimular su uso.

Consultada sobre los motivos por el cual eligieron esta temática, la directora de la Escuela 506, Rosa Ana Caffarelli, explicó que cuando el año pasado realizaron el proyecto “Defender la Alegría ”, que hablaba de los beneficios de la risa para la salud, comprobaron que muchos chicos no tenían la boca en condiciones o tenían caries.

“Ahí surgió el proyecto, de la necesidad, porque esta iniciativa significaba hacerles controles, más allá de la elaboración casera de una pasta de dientes y de inculcarles el hábito de la limpieza bucal”, aseguró Caffarelli.

En cuanto a la fabricación de la pasta dental, Marina García comentó que para dar inicio al proyecto hicieron sendas visitas al Centro Odontológico de Avellaneda y a la Facultad de Odontología, con el objetivo de conversar con los profesionales y pedir los consejos pertinentes.

“Empezamos a investigar cómo se hacía y de ahí surgieron los elementos a utilizar: arcilla, clavo de olor, esencia de menta y colorante -agregó- la primera la habíamos hecho con bicarbonato y sal, pero era muy abrasiva y salada, y se descartó”.

Con respecto a la experiencia del viaje, Marina García aseguró que fue “excelente” y destacó el comportamiento del grupo. “Fue muy importante para ellos compartir con otros alumnos, porque había representantes de escuelas primarias, secundarias y técnicas”, sostuvo.

En 2010, Carlos y Pamela ya habían participado de la Feria de San Bernardo, pero tanto para Yaqueline como para Luis y la coordinadora del proyecto, Miramar fue la primera experiencia. Incluso Yaqueline pudo conocer el mar.

Si bien la estadía en la costa fue entre el 9 y el 12 de octubre, la “movida” del viaje implicó mucho más que ese lapso.

“Hubo toda una preparación previa, los maestros trabajaron con la familia en el armado del bolso para que a los chicos no les falte nada, está el docente que les regaló un pijama, otro que les compró algo en la perfumería, todos se involucraron en el proyecto”, afirmó la directora.

“Puede ser que un docente tenga la iniciativa, pero después el trabajo es de todos -manifestó Caffarelli- de hecho un taller fue el que preparó el stand, otro le hizo la ‘muela’ y el profesor de música le hizo las láminas”

Ya de vuelta de la experiencia en Miramar, el objetivo ahora es tratar que todos se sumen al proyecto y que se difunda el uso de esta pasta dental fabricada por los propios chicos.

“A fin de año vamos a volver a poner el stand para que las familias que no pudieron ver el proyecto puedan apreciarlo, incluso tenemos pensado visitar escuelas para compartir nuestra iniciativa con otras instituciones”, aseguró Caffarelli.

Finalmente, sobre lo que significa trabajar todo el año para lograr superar etapas en la Feria de Ciencias, Marina García remarcó que “uno siempre quiere ganar porque es un estímulo, pero el solo hecho de participar es bueno porque nos permite aprender todos juntos y elaborar un proyecto en común para sacarlo adelante”.

“El ir pasando etapas es demostrarle a los chicos que los sacrificios tienen premios, que sacrificar un recreo como hacen ellos muchas veces, tiene su recompensa”, concluyó Marina Ga

noticias relacionadas