Regueiro rescindió su contrato y seguirá su carrera en Uruguay

El volante Mario Regueiro, quien acaba de acordar su desvinculación de Racing, “seguirá jugando en Uruguay”, anunció su representante, Ricardo Canals. Además, desmintió que vaya a dejar de jugar.

“Regueiro va a seguir su carrera en Uruguay. No va a dejar el fútbol. Si se fue de Racing se debió solamente a la necesidad de vivir cerca de su familia”, aclaró Canals desde Montevideo al programa radial Deportivo Télam.

“Mario está bajo un tratamiento psicológico que le llevará un tiempo, porque el problema familiar que afrontó fue muy duro”, puntualizó quien fuera un recio zaguero de Rosario Central en su etapa como futbolista.

En los últimos años Regueiro sufrió la muerte de dos sobrinos y en este 2013 se suicidó su hermana, madre de ambos, lo que lo afectó al punto de “no poder realizar actividad deportiva de alta competencia”, según refirió el cuerpo médico del club de Avellaneda.

“El presidente Víctor Blanco y el resto de la directiva de Racing se portaron como verdaderos caballeros y no pusieron ningún reparo para acordar la rescisión del contrato, que se estará firmando la semana próxima”, explicó Canals.

“Ahora Mario está un poco mejor de ánimo y prioriza a su familia, por encima de cualquier otra cosa. El quería terminar bien en Racing, porque pretendía darle un broche especial a su carrera jugando en buen nivel en un grande de Argentina, pero lamentablemente no pudo ser”, refirió.

Regueiro se alejó de Lanús para ir a Racing después de “un par de temporadas muy buenas, porque había un desgaste con el cuerpo técnico que no daba para que pasara a mayores”.

“Y uno de los factores para que eso pasara fue aquella declaración suya cuando dijo que el técnico, Guillermo Barros Schelotto, estaba `verde´ para el puesto”, apuntó.

“Eso influyó, pero si nos ponemos a pensar que fue el principal motivo por que debió alejarse de Lanús, entonces significa que todo lo que hizo anteriormente no sirvió de nada”, argumentó.

Sin embargo Canals reconoció que esa declaración, que fue realizada al programa radial Deportivo Télam, “no la debió hacer, porque cuando un entrenador está iniciando su carrera eso le pega más”.

“Esas apreciaciones no las debió realizar públicamente, porque generan malestar. Lo que pasa es que Mario siempre dice lo que siente. Pero es buena persona”, advirtió.

“Y como es buena persona, entonces Mario se hace cargo de lo que dice. Le hubiese resultado muy sencillo desviar el tema de lo que había mencionado sobre el `mellizo´ con el clásico `me sacaron de contexto´, pero eligió tomar por el camino correcto”, remarcó finalmente Canals, que también representa al lateral uruguayo Martín Aguirregaray, de Estudiantes de La Plata, hoy lesionado.

noticias relacionadas