Boca y Belgrano empataron sin goles

Boca Juniors y Belgrano empataron este domingo en La Bombonera sin goles un partido muy mal jugado, aunque en el segundo tiempo alcanzó un poco más de vibración.

El equipo cordobés fue más ordenado en la mitad de la cancha, se estructuró mejor, pero su debilidad en ataque fue absoluta a lo largo de todo el juego.

En definitiva, Boca, que nunca logró terminar de armarse, contó con mejores llegadas, además de haberse visto privado de un gol legítimo, por un grave error arbitral.

Boca llegó al gol a los dos minutos, con un tiro libre que Walter Erviti jugó corto con Juan Román Riquelme y el remate del capitán rebotó en el palo derecho, pero Nicolás Blandi conectó y la pelota ingresó claramente, pero desde dentro del arco la saco Luciano Lollo.

Sin embargo, el árbitro Juan Pablo Pompei, a instancias de su asistente Javier Uziga, no observó debidamente la jugada, por lo que el partido continuó 0-0.

Desde entonces y hasta el final del primer período, el equipo local nunca volvió a crear una situación de riesgo para el arco cordobés y, para colmo, antes de la media hora se quedó sin Riquelme, por una dolencia muscular en la pierna izquierda.

El desorden y la inoperancia fueron absolutos. En ese contexto, Belgrano jugó mejor en la mitad de la cancha, con muy buenos trabajos de Martín Zapata y Esteban González, se paró bien para recuperar y fue prolijo en el traslado, pero nunca encontró profundidad.

Lo mejor del equipo de Ricardo Zielinski tuvo lugar a los 24, con una aparición de Lucas Melano por la izquierda, con un remate cruzado que se desvió en Matías Caruzzo y salió al córner, muy cerca del palo izquierdo de Agustín Orion.

En definitiva, los primeros 45 minutos fueron de muy bajo nivel, sin signos de tensión ni trabajo para los arqueros, por lo que el empate estaba plenamente justificado.

La segunda etapa comenzó con iguales características, con Belgrano dejando la sensación de mayor orden en sus movimientos, y a los 9 minutos un remate de Fernando Márquez, que se desvió en Lisandro Magallán, obligó a Orion a un gran esfuerzo para contener.

Boca estuvo cerca a los 17 con un remate desviado de Leandro Marín, y dos minutos más tarde Juan Manuel Martínez bajó el balón en el área, pero Blandi no consiguió empujarla y salvó Lucas Aveldaño. En la réplica, Lucas Melano jugó con Márquez y el remate desde muy buena posición resultó alto.

Pasado los 25 minutos, Boca, que ya tenía más tiempo la pelota que su adversario, comenzó a llegar mejor y más claro. A los 27, Juan Carlos Olave salvó con esfuerzo un cabezazo de Erviti y, luego del consecuente tiro de esquina, cabeceó desviado Guillermo Burdisso.

Guillermo Fernández tuvo una gran posibilidad a los 39, cuando recibió de Blandi, entró al área por derecha y sin marca, pero remató desviado.

La última llegada de Boca fue a los 44, cuando Magallán cabeceó desviado, sólo ante el arco después de un centro de Fernández.

Ya en el tiempo agregado pudo haberlo ganado Belgrano, con una escapada de César Carranza por la izquierda, pero remate cruzado fue desviado con esfuerzo por Orion, y en definitiva el 0-0 resultó inamovible.

noticias relacionadas