Antes de la reunión paritaria, Suteba insiste en “recomponer la pérdida” del poder adquisitivo

La secretaria gremial de Suteba, María Laura Torre, afirmó que si la oferta del gobierno bonaerense no contempla “recomponer” la pérdida del poder adquisitivo de 2016, la cláusula gatillo de ajuste por inflación va a servir “solamente para tener un sueldo a la baja”.

 “El debate no es una cláusula gatillo, el debate es que si no recomponemos (la pérdida salarial) de 2016 y partimos de un piso diferente, la cláusula gatillo va a servir solamente para tener un sueldo a la baja en relación al año pasado”, apuntó la secretaria gremial del Sindicato Unificado de Trabajadores de la Educación de Buenos Aires (Suteba) en declaraciones a la radio FM Latina.
“Yo creo que hoy es un día importante, así debiera serlo, la pelota está en la cancha del gobierno de la provincia de Buenos Aires”, sostuvo Torre en referencia a la reanudación de las negociaciones paritarias esta tarde en la sede del Ministerio de Economía bonaerense en La Plata.

La dirigente sindical insistió en que el punto clave de la discusión pasa por la recomposición del poder adquisitivo de los maestros respecto de la inflación del año anterior y aseguró que “no solo los docentes necesitamos una respuesta sino toda la comunidad educativa”.

Dijo que el Suteba espera que “se contemple lo que estamos pidiendo desde agosto del año pasado: una recomposición salarial, más lo que estamos planteando desde el 6 de febrero”, en alusión a un aumento cercano al 25 por ciento.

La última propuesta del gobierno provincial, presentada a los docentes el 28 de marzo pasado, establecía un aumento del 19 por ciento, a pagar en tres cuotas, con cláusula gatillo por inflación, y fue rechazada por los gremios por considerarla “insuficiente”.

La semana pasada, Miguel Díaz, secretario general de Unión Docentes de la provincia de Buenos Aires (Udocba), señaló a Télam que los docentes esperan “que se realice una oferta que verdaderamente sea distinta”.

“Estamos de acuerdo con la cláusula gatillo (de ajuste) pero sobre números reales, sabemos que la inflación será del 24 o 25 por ciento, entonces el gran problema es el punto de arranque que nunca puede ser del 19″, apuntó.

Fuentes gubernamentales confiaron a Télam que la oferta sería “superadora” desde el punto de vista salarial con relación a las anteriores y que además buscará alcanzar un “acuerdo educativo” sobre algunos puntos básicos.

En ese sentido, se apuntará a bajar el ausentismo modificando el control de licencias, fortalecer el sistema de calificación y capacitar a los docentes.

En la última reunión, el gobierno bonaerense buscó incluir el debate del presentismo con el lema “menos dinero para las suplencias y más para quienes no faltan”, lo que fue rechazado por el frente gremial docente por considerar que ese mecanismo de control es responsabilidad del Estado.

noticias relacionadas