Mi hijo solo camina un poco más lento

La obra de Ivor Martinió con dirección de Guillermo Cacace, se presentará el viernes 16 de agosto a las 20,30, en el Roma.

Branko padece una enfermedad en la que día a día va perdiendo movilidad. ¿Cómo se inscribe esta situación en lo familiar? ¿Qué puede hacer él? ¿Qué pueden hacer los que lo rodean? En medio de esta realidad aparecen grietas por donde respirar otro aire.
El drama hace la pregunta fundamental sobre cómo aceptar al Otro, diferente, al que queremos, pero no podemos y no sabemos ayudar.

noticias relacionadas