Fiestas Patronales de la Capilla Santísimo Sacramento

El domingo 14 de junio, se celebrará la Festividad de Corpus Christi y Patronales de la Capilla.

La Capilla del Santísimo Sacramento, ubicada en 12 de octubre 161 de Avellaneda, a cargo del Padre Sebastian Campero y Padre Ricardo Nariccio, informa que el domingo 14 de junio se celebrará la Festividad de Corpus Christi y Patronales de la Capilla.

Esta Capilla del Santísimo Sacramento fue erigida, en la segunda mitad de la década del noventa, por iniciativa del presbítero Modesto Tomás González, con el objeto primordial de promover la adoración eucarística. El padre Modesto creyó y experimentó que, en la comunión con Jesús Eucaristía, el hombre es absorbido por Dios en un abrazo de amor. Y desde esa comunión, junto con miembros de esta comunidad y de la Parroquia San Pablo Apóstol, de la que era cura párroco, continuó atendiendo a Cristo en los más frágiles, los desposeídos, los ancianos, las madres solteras.

 

El 21 de marzo de 1999, la Capilla fue consagrada en una Misa presidida por el entonces obispo de Avellaneda, monseñor Rubén Héctor Di Monte. En su homilía, señaló que consideraba a esta capilla un signo de los tiempos, el signo del primado del Espíritu en la vida de los hombres y de sus instituciones.

El templo fue construido en un sobrio estilo románico, según explicó el arquitecto Martín Otero, autor del proyecto y director de la obra.

El altar contiene una reliquia de san Luis Orione, una pequeña porción de sangre del santo que recorrió los barrios más humildes de Avellaneda. Las imágenes del Sagrado Corazón y de la Virgen María, en su advocación de Stella Maris, provienen de la Parroquia San José de los Obreros, de Gerli. Los íconos que se encuentran en las paredes laterales fueron pintados por Juan Enrique Urquet. La fuente bautismal es obra del escultor Walter Gavito. En la fachada hay una imagen de la Virgen de los Pobres, una advocación de la Virgen María que proviene de Banneux, Bélgica.

En un principio las dependencias anexas del templo se destinaron al trabajo de scouts y guías, a la catequesis y reuniones de los miembros asociados a la Compañía de San Pablo, entre otras actividades. Más tarde se adaptaron a otros fines como la sede del Servicio Sacerdotal de Urgencia de la diócesis de Avellaneda y de un hogar maternal. A la fecha, esas instalaciones anexas se usan para otros propósitos, como la catequesis y la preparación de los alimentos que se distribuyen en la Noche de la Caridad.

 

El 20 de abril de 2013, los restos del padre Modesto González, fallecido en 2008, fueron trasladados desde el Cementerio de Avellaneda hasta el sepulcro construido en nuestra Capilla del Santísimo Sacramento, cumpliendo así la voluntad de este querido sacerdote de descansar en un lugar dedicado a la adoración de Jesús Eucaristía. La ceremonia fue presidida por el obispo de Avellaneda-Lanús, Monseñor Rubén Oscar Frassia, quien destacó que “el padre Modesto no es santo reconocido oficialmente, pero su estela y su ejemplo nos han marcado profundamente”.

“Una vez levantada la suspensión de actividades, en virtud de la pandemia de Covid-19, la Capilla del Santísimo Sacramento reanudará su vida habitual. Ésta se fundamenta sobre el hecho de que Jesús se ha quedado con nosotros y está aquí en la Eucaristía, esperándonos para iluminarnos y sostenernos y, en comunión con Él y entre nosotros, señalarnos el camino, mostrarnos con quiénes caminamos, enviarnos a anunciar su Palabra y a servir a los pobres”, aclaran miembros de la comunidad del Santísimo.

“Agradecemos a Jesús por estar siempre tan cerca. Los invitamos a no privarse del privilegio de su presencia”, concluyen.

noticias relacionadas