Misa por los 60 años de la creación de la diócesis de Avellaneda-Lanús

“Quiera el Buen Dios, que el 15 de agosto, nuestro nuevo obispo pueda celebrar la gran fiesta diocesana de estos 60 años”, pidió el administrador diocesano, monseñor Rubén Oscar López.

El administrador diocesano de Avellaneda-Lanús, monseñor Rubén Oscar López, presidió el 10 de abril la misa por los 60 años de la creación de la diócesis en la catedral Nuestra Señora de la Asunción.

“Hoy estamos celebrando entonces la creación de la diócesis…y como en esa época, estamos también nosotros hoy esperando al obispo. Quiera el Buen Dios, que el 15 de agosto, nuestro nuevo obispo pueda celebrar la gran fiesta diocesana de estos 60 años. Con esta intención en el corazón nos disponemos a celebrar la Eucaristía”, expresó el sacerdote a cargo de esta jurisdicción eclesiástica.

En la homilía, monseñor López hizo un poco de historia desde la la bula de creación el 10 de abril de 1961 por parte del entonces papa Juan XXIII, pasando por el desprendimiento de la diócesis de Quilmes en 1976 por Pablo VI y la extensión territorial a Lanús en 2001 por Juan Pablo II, hasta la forma en que la fueron moldeando los seis obispos que la pastorearon en estos años.

“Podríamos decir que es una historia de ‘plasticidad’. Y esto es bueno, porque lo que es maleable no se rompe. La rigidez es buena para las piedras, pero no para las personas ni para las instituciones. Tampoco para la Iglesia de Jesús. Nuestra Iglesia Diocesana es en manos de Jesús, moldeada como la arcilla, para ser instrumento del Reino en este mundo cambiante”, destacó

“Estas tres notas (un solo corazón y una sola alma, la “plasticidad”, el adaptarnos a los cambios y el haber estado involucrados en nuestra historia por tres santos) son como una especie de ‘marco referencial’ en el cual debemos movernos en estos tiempos que vivimos y en los tiempos futuros”, destacó.

El administrador describió cada una de ellas y finalizó pidiendo: “Que la Eucaristía que estamos celebrando nos de la fuerza suficiente para seguir caminando en la santidad, construyendo la Iglesia de Dios. La Virgen de la Asunción y Santa Teresa de Jesús nos acompañen con su oración”.

Más información en Facebook Diócesis de Avellaneda-Lanús Sitio Oficial.

noticias relacionadas