La Federación Agraria reconoció diferencias en la Mesa de Enlace aunque negó una ruptura

El titular de la Federación Agraria Argentina (FAA), Eduardo Buzzi, remarcó ayer la necesidad de segmentar las retenciones a la soja y dijo que si se aplican a todos por igual «se queda con la diferencia un grupo reducido» de grandes productores.

«No se puede tratar igual a 80 mil pequeños y medianos productores sojeros agrícolas que a 5 ó 6 mil grandes productores que manejan el 70% del volumen»», dijo Buzzi en declaraciones a la prensa en la Rural, acompañado por el presidente de la Sociedad Rural Argentina, Hugo Biolcati.

Además, enfatizó: «Si bajamos las retenciones a todos por igual se quedan con la diferencia un grupo reducido de fideicomisos, pooles de siembra, grandes actores de agricultura que terminan concentrando con más rapidez; por eso el tema retenciones es algo que hay que ponerle fecha de vencimiento, tenemos que ir a una reforma impositiva en este país».

Por su parte, Biolcati expresó: «Nosotros coincidimos en que se disminuyan gradualmente hasta su total extinción en 4, 5 ó 6 años las retenciones a la soja».

Asimismo, dijo que es necesario que «mientras haya retenciones se segmenten con un depósito directo en la cuenta del productor que no debe tener retenciones».

«La única manera es, después que se le haya retenido, se le devuelva en forma inmediata en su cuenta corriente, sin necesidad de trámites que no puede hacer el pequeño productor; en eso coincidimos plenamente», aseguró Biolcati.

Más temprano, Buzzi había dicho a La Red que entre la FAA y la Sociedad Rural hay un «abismo» que «no se ha logrado zanjar a lo largo de este año, no se ha logrado superar».

Dijo que había «diferencias» respecto del tratamiento de las retenciones y agregó: «Tanto Llambías como Biolcati deberán admitir la segmentación de retenciones en serio, se lo hemos dicho 20 mil veces a esto en las reuniones».

«No es retenciones para todos igual y le demos un subsidio para los productores más chicos, necesitamos instrumentos que desarrollen al pequeño y mediano productor», remarcó.

No obstante, aclaró que «hay diferencias pero no hay ruptura», y sostuvo que ½los productores quieren que siga la Mesa de Enlace; yo estoy de acuerdo tiene que seguir la Mesa de Enlace, pero tiene que encontrar soluciones».

Por último, afirmó que los precios de la carne y la leche «han mejorado un poco», al tiempo que valoró la gestión del ministro de Agricultura, Julián Domínguez, que «abre la puerta, escucha y hace lo que puede».

noticias relacionadas