“Casi llegamos al fifty-fifty”, afirmó la Presidenta sobre la distribución del ingreso entre el capital y el trabajo

La presidenta Cristina Fernández exhortó ayer a “profundizar este modelo para llegar a todos”, resaltó la participación de la juventud en la política porque “son el reaseguro de que las cosas tienen que seguir cambiando” y sostuvo que “casi llegamos al fifty-fifty” al mencionar que los trabajadores alcanzan el 48,1 del PBI.

La presidenta encabezó ayer un acto en el partido de Tres de Febrero donde fueron inauguradas nuevas obras en el hospital Ramón Carrillo.

En ese marco, mencionó la reunión que mantuvo el lunes con la dirigencia de la CGT donde remarcó la participación de los jóvenes en el acto que realizó la central obrera en la avenida 9 de Julio.

“Veía las imágenes de miles de jóvenes trabajadores que participaban con alegría festejando el día del trabajo, sin odios”, dijo y agregó que hay que “recuperar la alegría y la solidaridad para colaborar con aquellos a los que todavía no pudimos llegar”.

Añadió que los jóvenes “son los que menos ataduras tienen y no arrastran mañas que muchas veces la política arrastra. Cuando veo a miles incorporarse siento que el triunfo de este proyecto es el de la vocación de participar, ser solidarios y trascendentes”.

Sobre la juventud mencionó una anécdota de Arturo Jauretche, quien en septiembre de 1945, observando la Marcha de la Constitución y la Libertad que dio origen a la Unión Democrática respondió a un amigo que había resaltado la cantidad de manifestantes: “Sí, pero no hay jóvenes.”

La presidenta, al referirse a las obras en el hospital Ramón Carrillo, destacó la figura del primer sanitarista argentino y al mencionar las obras públicas realizadas por el gobierno dijo que “podemos ocuparnos porque hemos puesto en marcha un modelo político, social, económico y cultural”.

“Esto tiene que ver con la dignidad del trabajo, gran organizador de la sociedad, el trabajo digno, decente, registrado, con salarios que permiten no sólo la dignidad sino también contribuir al círculo virtuoso de la economía que permite que el Estado tenga recursos para hacerse cargo de las obras”, sostuvo.

La Presidenta señaló que la Argentina tiene el mejor salario mínimo, vital y móvil de la región y que los trabajadores participan del 48,1 por ciento del PBI. “Casi llegamos al fifty- fifty”, afirmó.

La Presidenta reiteró la necesidad de “profundizar las políticas de este modelo para llegar a todos. Mientras haya un pobre sin posibilidad de elegir vamos a estar en deuda con todos los que dieron su vida por un país como el que hoy tenemos”.

“Quiero convocar a todos los argentinos a este momento, lo visualizamos a partir del Bicentenario. No es casualidad que justamente en el cumpleaños 200 de la patria hayamos podido mirar hacia atrás, pero también hacia adelante para revertir años de desencuentros y tragedias”, indicó.

Cristina Fernández también destacó el clima de “libertad y respeto que existe en el país, donde cada uno puede decir lo que tenga ganas” y llamó a “no tener miedo, no hay que tenerle miedo a lo nuevo, se transforma con lo nuevo, con lo que viene”.

noticias relacionadas