El “Caballo” Suárez perdió el beneficio del arresto domiciliario y volvió a prisión

El ex titular del SOMU fue trasladado al penal de Ezeiza. La decisión la tomó la Cámara Federal porteña, a partir del resultado de una junta médica que determinó que el cuadro clínico del sindicalista puede ser atendido en prisión.

Los camaristas de feria Eduardo Farah y Leopoldo Bruglia resolvieron poner fin al arresto domiciliario -con tobillera electrónica en la casa de una de sus hijas en la localidad bonaerense de Olivos- que cumplía Suárez, procesado como supuesto jefe de una asociación ilícita que extorsionó a empresarios del sector y cometió defraudación en la obra social del gremio.

El gremialista será sometido en las próximas horas a chequeos médicos de rigor en el Hospital Penitenciario Central. “La condición de salud de Suárez –verificada en los datos e informes médicos periciales obrantes en autos- demuestra que el nombrado ha recibido- dentro de las limitaciones que lógicamente implica el encierro en una dependencia carcelaria- la atención adecuada respecto a sus dolencias, más allá de los intentos de su asistencia técnica en demostrar lo contrario”, evaluaron los jueces.

Suárez fue trasladado pasadas las 20.30 a la cárcel de Ezeiza, luego de haber sido beneficiado con arresto domiciliario desde el 29 de diciembre último, a instancias del juez Luis Rodríguez, quien subrogó en ese momento a Rodolfo Canicoba Corral.

noticias relacionadas